jueves, 1 de noviembre de 2012

TEST DE FRASES INCOMPLETAS DE SACKS (FIS)


1.    INTRODUCCIÓN

El Test de Frases Incompletas se ha considerado como una variación del método de asociación de palabras. Ambas técnicas se han comparado con frecuencia y los resultados, por lo general, han sido ventajosos para el FIS. Tales resultados indican que el FIS reduce la multiplicidad de las asociaciones evocadas por una palabra, sugiere mejor los contextos, los tonos, las cualidades de la actitud y los objetos específicos o áreas de atención, permite mayor libertad individual y variabilidad en la respuesta, y abarca áreas más específicas y definidas de la conducta del individuo.

Como algunos otros test, se espera que el sujeto refleje sus propios deseos, apetencias, temores y actitudes en las frases que compone, pero en este test la producción del sujeto no depende tanto de la interpretación del estímulo, como de lo que puede y quiere escribir en la prueba.  No obstante, se ha encontrado que con el FIS se revelan pensamientos conscientes, preconscientes e inconscientes del examinado, que el psicólogo puede analizar e integrar a la luz de los resultados obtenidos por medio de otras técnicas.

Por otra parte, ante los tests objetivos o estructurados, el FIS presenta la indudable ventaja de dar plena libertad a la respuesta, en vez de limitarla a un “SI” o un “NO”, el sujeto puede responder al estímulo como mejor le parezca.

            De esta manera, la naturaleza de la prueba queda algo encubierta, ya que el sujeto no sabe exactamente qué respuesta es “buena” y cual “mala”, aunque imagine o incluso sepa con qué intención se le aplica el test.

            Además se puede interpretar en forma tanto cuantitativa como cualitativa.


2.    ANTECEDENTES HISTÓRICOS

En los orígenes del método de frases incompletas concurren diversas fuentes, aunque algunos investigadores sólo veían en él una simple derivación del mencionado método de asociación de palabras.  Sin embargo, como medida de aptitudes verbales, esta técnica cuenta con una larga tradición psicológica.

            En 1897, Ebbinhaus utilizó frases incompletas para medir la inteligencia, que él definía como la capacidad del individuo para combinar o integrar los elementos.

            Posteriormente, en 1928, para el estudio de las características de la personalidad con este método, Paine y Tendler elaboraron un test con el fin de utilizarlo en orientación profesional.

            En 1930, se realizaron importantes investigaciones enfocadas a encontrar las diferencias entre el diagnóstico de las reacciones del pensamiento y de la responsividad emocional, ofreciendo los siguientes criterios para los tests en el campo de la conducta emocional:

a)    El empleo de recursos que evocan directamente la respuesta emocional.

b)    Recursos que permiten una respuesta libre.

c)    Recursos que evitan la discriminación o la elección (como en los inventarios de personalidad).

Para ello presentó la prueba de frases incompletas, como un método que satisfacía estos criterios, describiéndolo como un test “para el insight emocional”.

Siguiendo la misma línea, aparecieron más investigaciones en este campo, siendo relevantes las realizadas por Thorndike, Rhode, Shor, Stein y otros.  Estas investigaciones fueron orientadas hacia diversos propósitos, como por ejemplo, durante la guerra, en selección de personal y con el fin de proporcionar a los entrevistadores datos que pudieran servir para dar breves descripciones de la personalidad de los candidatos.

El Test de Frases Incompletas de Joseph M. Sacks (FIS), aparece en 1948 y fue elaborado en colaboración con otros psicólogos del “Veterans Administration Mental Hygiene Service” de Nueva York. Idearon el test con el fin de obtener material clínico en 4 áreas representativas de la adaptación del sujeto (familia, sexo, relaciones interpersonales y autoconcepto), considerando que los reactivos incluidos en cada área ofrecerían suficientes oportunidades para que el examinado expresara sus actitudes, de tal manera que el examinador pudiera deducir cuales eran las tendencias dominantes de su personalidad. Tal información resultaría útil para seleccionar pacientes que se someterían a una terapia y ofrecería al terapeuta indicios significativos en cuanto al contenido y la dinámica de las actitudes y los sentimientos del paciente.

Esta técnica en realidad es muy flexible, ya que los principios de frases que se presentan al sujeto pueden modificarse para que se ajusten a propósitos específicos (por ejemplo, actitud hacia el sexo, la guerra, los prejuicios raciales, etc.).

Además de sus aplicaciones clínicas, se ha empleado también como método experimental en estudios de personalidad.

Así mismo, se ha aplicado al estudio de actitudes sociales y se emplea para estimar las mejorías experimentales gracias a la terapia.

Del mismo modo, ha sido útil en Psicología Laboral, en investigaciones de actitudes y opiniones de grupo.  En esta área, generalmente se le han hecho modificaciones de acuerdo a los objetivos de la empresa.

3.    UBICACIÓN

El hecho de que el FIS sea una prueba semiestructurada permite que pueda considerarse, tanto como técnica proyectiva, o como técnica psicométrica.


3.1. LA PRUEBA DE FRASES INCOMPLETAS COMO TÉCNICA PROYECTIVA

Algunos clínicos la consideran como prueba proyectiva, ya que ante las frases estímulo y al pedírsele que conteste con lo primero que se le ocurra, se ofrece material significativo, al evitarse una actitud reflexiva y defensiva.  Al completar una situación no estructurada, las respuestas del individuo manifiestan aspectos de su personalidad, tales como sus actitudes, tendencias básicas, hostilidades, afectos, impulsos y deseos, tanto inconscientes, como preconscientes y conscientes.

Sin embargo, otros psicólogos niegan que el FIS sea una técnica proyectiva, basándose en aspectos tales como que la posibilidad de imponer el propio significado idiosincrático a una frase son claramente más limitados que las inherentes a una mancha amorfa de tinta.


3.2. LA PRUEBA DE FRASES INCOMPLETAS COMO TÉCNICA PSICOMÉTRICA.

Así mismo, es considerada como Técnica Psicométrica debido a la posibilidad de manejarla cuantitativamente, al asignarle calificaciones a cada una de las 4 áreas de funcionamiento del sujeto que son evaluadas a lo largo del test.


3.3.       CONFIABILIDAD Y VALIDEZ DEL TEST

3.3.1.  COMO TÉCNICA PROYECTIVA

El análisis de las respuestas a las pruebas estructuradas y semiestructuradas presenta problemas especiales. Los investigadores se han preguntado hasta qué grado el sujeto contesta verazmente a las preguntas formuladas.  ¿Puede estar falseando la prueba la prueba para dar, a voluntad, una imagen distorsionada de sí mismo, demasiado favorable o desfavorable?  Esta distorsión de la prueba ¿obedece a una intención consciente del sujeto? (Gough: “Buena impresión”), o ¿existe en él una disposición inconsciente a contestar en una dirección considerada por otros como socialmente deseable?  (Edwards: “Deseabilidad social”). ¿Hay respuestas que muy a su pesar muestran al sujeto en toda su autenticidad? (Ana Freud: “Mecanismos de Defensa”, Proyección).

El primer fenómeno estudiado, ya que es el más obvio, fue el de la disimulación consciente y obligó a la elaboración de escalas de validez, (Véase Gough, 1950). Estas medidas han tenido mediano éxito, puesto que la interpretación de una prueba disimulada es dudosa, aunque es innegable que refleje ciertos rasgos de personalidad como una actitud defensiva, poco honesta, quizá sociopática, en ocasiones pueril e inocentona.

En años recientes los psicólogos han enfocado su atención en respuestas de disposición de deseabilidad social.  Esta variable ha sido evaluada de diferentes manera y la más conocida es la Escala DS de Allen Edwards para el MMPI.  De Sus investigaciones, Edwards (1953) concluye que estas tendencias a responder de una manera socialmente deseable constituye un rasgo básico de la personalidad y refleja un índice del ajuste de una persona a los valores de su cultura.  Entre más acentuada sea esta tendencia, más apegado está el sujeto a los valores convencionales, o dicho en otra forma, más rígido y estricto en su superego.

Sin embargo y a pesar de los esfuerzos del examinado por mantener bajo control intelectual sus respuestas, las pruebas de personalidad están diseñadas de tal forma que tocan núcleos de conflicto, evocan experiencias, despiertan emociones , eventualmente al fallar el control, emergen respuestas que calificamos como “proyectivas” y que nos permiten apreciar aspectos más profundos, menos evidentes, más esclarecedores de la personalidad del examinado.

En el Test de Frases Incompletas generalmente vamos a encontrar respuestas en estos tres niveles:
1.    Simulación o buena impresión
2.    Deseabilidad social
3.    Proyección

El predominio de cualquiera de estos niveles nos dará los rasgos distintivos del sujeto, el contenido de las respuestas, en especial de las proyectivas, nos muestran núcleos de conflicto, la caracterología o patología, los mecanismos de defensa, la capacidad adaptativa, el nivel de madurez, la sintomatología.

            Los resultados de la interpretación dinámica del FIS pueden compararse favorablemente con los obtenidos en trabajos de validación de otros métodos para el estudio de la personalidad con el Test de Rorschach y el T.A.T.


     3.3.2. COMO TÉCNICA CUANTITATIVA.
           
Tres psicólogos establecieron el grado de perturbación de 100 examinados en cada una de las 15 categorías, en base a sus respuestas.

            Los psiquiatras que trataban a esos individuos evaluaron independientemente el grado de su perturbación en cada una de las 15 categorías, basándose en sus impresiones clínicas de los examinados.  La confiabilidad de los juicios de los psicólogos sobre el grado de perturbación está indicada por el acuerdo habido entre 2 de cada 3 psicólogos, en el 92% de 1500 evaluaciones.  Los psiquiatras no conocían las respuestas al FIS. Cuando las evaluaciones de los psicólogos se correlacionaron con las de los psiquiatras, se encontraron coeficientes de contingencia de 0.48 y 0.57 con errores estándar de 0.02 y 0.03.  Estas cifras indican que las evaluaciones de los psicólogos estaban en una relación significativa y positiva con las de los psiquiatras.

            Los psicólogos hicieron resúmenes interpretativos de las 15 actividades de las respuestas dadas por 50 examinados.  Aproximadamente con los hallazgos clínicos.



4. OBJETIVO
           
El test de Frases Incompletas de Sacks permite el conocimiento de la forma como el sujeto se relaciona en sus contactos interpersonales, en los que se manifiestan aspectos básicos de la personalidad del sujeto, como: tendencias básicas, actitudes, deseos, afectos tanto inconscientes, como preconscientes y conscientes.

            Estos aspectos de la personalidad del individuo se pueden obtener en la aplicación del Test para adultos.

            En los niños también podemos obtener aspectos de su personalidad, sin embargo, la mayor parte de sus actividades e interrelaciones que se proyectan se refieren a su núcleo familiar ya que sus intereses y desarrollo psicológico están centrados en gran medida en su familia.



5. CONSTRUCCIÓN

5.1. FRASES INCOMPLETAS PARA ADULTOS
           
La prueba se compone originalmente de 60 frases incompletas, las cuales se agrupan en 6 áreas, que a su vez se dividen en actitudes, quedando constituidas en un total de 15 vectores o actitudes, cada actitud consta de 4 frases, organizadas de la siguiente manera:

            AREA DE ADAPTACIÓN FAMILIAR
1.    Actitud hacia el padre (Frases 1, 16, 31 y 46)
2.    Actitud hacia la madre (Frases 14, 29, 44 y 59)
3.    Actitud hacia la unidad familiar (Frases 12, 27, 42 y 57)

En las 4 frases relativas a cada actitud, el sujeto va a expresar sus sentimientos hacia cada uno de los padres por separado, y hacia la familia como un todo.


AREA SEXUAL

4.    Actitud hacia los hombres/las mujeres (Frases 10, 25, 40 y 55)
5.    Actitud hacia las relaciones heterosexuales (Frases 11, 26, 41 y 56)

El sujeto expresará en estas frases, su actitud hacia el sexo opuesto, hacia el matrimonio y las relaciones sexuales.

AREA DE RELACIONES INTERPERSONALES

6.    Actitud hacia amigos y conocidos (Frases 8, 23, 38 y 53)
7.    Actitud hacia colegas en el trabajo o escuela (Frases 13, 28, 43 y 58)
8.    Actitud hacia superiores en el trabajo o escuela (Frases 6, 21, 36 y 51)
9.    Actitud hacia los subordinados (Frases 4, 19, 34 y 49)

A través de las 16 frases que componen esta área, el examinado expresará sus sentimientos hacia personas fuera de su hogar, y su idea de lo que sienten los demás con respecto a él.


            AREA DE AUTOCONCEPTO
10. Actitud hacia los temores (Frases 7, 22, 37 y 52)
11. Actitud hacia los sentimientos de culpa (Frases 15, 30, 45 y 60)
12. Actitud hacia las metas (Frases 3, 18, 33 y 48)
13. Actitud hacia las propias capacidades (Frases 2, 17, 32 y 47)
14. Actitud hacia el pasado (Frases 9, 24, 39 y  54)
15. Actitud hacia el futuro (Frases 5, 20, 35 y 50)

En las 24 frases de esta área, el sujeto dará a conocer un cuadro del concepto que tiene de sí mismo tal cómo es, cómo fue, cómo espera ser y cómo cree realmente que será.

Con el paso del tiempo y con base en nuevas investigaciones, el instrumento se ha visto modificado al agregársele una frase más.  La frase número 61 que es considerada por su enfoque desiderativo de gran utilidad por su contenido simbólico, en la que el sujeto tiene que decir que le gustaría ser cualquier cosa menos un ser humano, permite una apreciación más analítica al integrarla a las 6 áreas propias de la prueba.

En cuanto a las frases No. 11, 25, 40 y 55 están redactadas en la prueba original de Saks, de tal forma que parecen explorar el concepto de un sujeto masculino en relación a la mujer.  Recomendamos hacer una modificación a la prueba, repitiendo los ítems pero explorando también el concepto que tienen tanto sujetos masculinos como femeninos acerca de los dos sexos.  En esta forma, esta área se compone de 16 ítems.


5.2. FRASES INCOMPLETAS PARA NIÑOS.

Por lo que respecta a la prueba de niños, ésta también consta de 60 frases, la mayoría están redactadas en tercera persona, lo que permite al niño “poner fuera” sus sentimientos y actitudes, y por lo tanto, proyectar aspectos de su personalidad, como por ejemplo, regresiones, fijaciones, temores, ambivalencias, manejo de la agresión, etc., para posteriormente agruparlas, tomando en cuenta como parámetro el formato de adultos, ya que en la prueba de niños, éste no existe de manera formal y sólo se consideran aquellas áreas que sirven para el niño.  Hay que tomar en cuenta, por ejemplo, que las relaciones interpersonales del niño se ven mas restringidas a su núcleo familiar que las del adulto.  Para la interpretación es indispensable que se haga un análisis del contenido de las respuestas del niño.



6. ADMINISTRACIÓN Y CONSIGNA.

El método más usual de administración consiste en proporcionar al sujeto el protocolo de prueba, para que él mismo vaya escribiendo sus respuestas.  Esto permite que se pueda hacer la administración tanto colectiva como individual.  Sin embargo, se recomienda que el examinador administre la prueba en forma oral y registre las respuestas del sujeto, ya que esto ofrece la ventaja de observar el tiempo de reacción al completar la frase, tono afectivo, expresión facial, pausas o silencios, conducta preverbal, cambios en el tono o volumen de la voz y conducta general del sujeto a lo largo de la prueba.

            El tipo anterior de administración se aconseja definitivamente en sujetos ansiosos o analfabetas, o con algún tipo de incapacidad para escribir.  Sin embargo, nosotros lo sugerimos con cualquier sujeto.

            Así mismo, es pertinente que se efectúe un interrogatorio al terminar la prueba, con el objeto de solicitar al sujeto mayor información acerca de respuestas no muy claras o que puedan parecer muy significativas.  Esta es la fase de la encuesta que se puede hacer al terminar la administración de la prueba, o después de que el sujeto conteste cada frase, pidiéndole inmediatamente la aclaración, lo cual evita que surjan defensas en el sujeto.

            Algunas otras recomendaciones indican que si el sujeto completa personalmente las frases, este utilice un bolígrafo, con el fin de que al equivocarse en la respuesta de alguna frase no la borre sino solamente la encierre entre paréntesis y a continuación escriba lo que supuestamente es correcto.  También hay que insistir en que el examinado haga lo posible por tener siempre una respuesta para cada frase, aunque en algunas no se les ocurra nada, o que por ejemplo, al referirse a las figuras parentales que por circunstancias diversas no haya conocido, piense que está exento de contestar.

            Por otra parte, el FIS tiene una forma de aplicación para adultos y otra para niños.

            La forma para adultos se aplica a sujetos de 14 años en adelante, requiriéndose por lo general de 20 a 40 minutos para su resolución.

            La forma infantil es para sujetos de 6 a 13 años 11 meses.


            Las instrucciones o consignas de la prueba son las siguientes:

·         APLICACIÓN COLECTIVA
            “A continuación encontrarán sesenta y una frases incompletas.  Lean cada una de ellas y complételas, escribiendo lo primero que se les ocurra.  Trabajen con la mayor rapidez posible.  Si no pueden completar una frase, encierren en un círculo el número que le corresponde y déjenla para después.”

·         APLICACIÓN INDIVIDUAL:
            “A continuación le voy a dar una serie de frases que están incompletas.  Usted tiene que completarlas contestando lo primero que se le ocurra”.



7. INTERPRETACIÓN
           
La interpretación del FIS puede ser cuantitativa o cualitativa.

7.1.        INTERPRETACIÓN CUANTITATIVA

Sacks recomienda manejar las respuestas en forma psicométrica haciendo una valoración cuantitativa.  Los pasos que deben seguirse de acuerdo a este método se describen de la siguiente manera:

a)    Se reúnen las respuestas de las 4 frases, referentes a cada una de las 15 actividades o vectores, separándolas por áreas.

b)    Se gradúa la perturbación emocional existente o no del examinado, con base a los siguientes criterios cuantitativos:

2 pts
SERIAMENTE PERTURBADO.  (Altas probabilidades de que el sujeto necesite de ayuda terapéutica par manejar los conflictos emocionales en esta área).

1 pts
LEVEMENTE PERTURBADO.  (Presenta conflictos emocionales en esta área, pero parece ser capaz de manejarlos sin ayuda terapéutica).

0 pts
NINGÚN TRASTORNO SIGNIFICATIVO OBSERVADO EN ESTA ÁREA.

X
SE IGNORA.  (Datos insuficientes.  (Respuestas convencionales y superficiales que impiden conocer más datos).



c)    Después de haber hecho lo anterior, se consideran las 4 frases en su conjunto, y tomando como base la cuantificación de cada actitud o vector, se procederá a realizar un breve resumen interpretativo.

d)    Al finalizar de evaluar e interpretar cada una de las 15 actitudes, se elabora un resumen general.


En el análisis cuantitativo se pueden incluir aspectos de la estructura de la personalidad, tales como los modos de respuesta, ajuste emocional, madurez emocional y nivel de realidad, que sin embargo, se pueden enriquecer en el análisis cualitativo.


7.2.        ANÁLISIS CUALITATIVO

En este aspecto es importante que el clínico pueda hacer un diagnóstico psicodinámico del examinado.  Se trata de explorar los aspectos intrapsíquicos del sujeto que son proyectados por él a través de sus respuestas.

            En este sentido, se trata de investigar cual es su adaptación emocional, su nivel de maduración, así como el nivel de realidad en el que se encuentra el examinado y el modo de respuesta de éste.

            A continuación se examinan varias respuestas de diferentes sujetos a una misma frase:

a)    Comparada con la mayoría de las familias, la mía... es espantosa.
b)    La mía ... no me toma en cuenta.
c)    La mía ... es aceptable.
d)    La mía ... quisiera cambiarla y huir de ahí.
e)    La mía ... me considera un niño.
f)     La mía ... me ha enseñado cosas que me permiten ayudar a los demás.


NIVEL DE MADUREZ


En este punto se tiene que explorar:

            ¿Es un pensamiento predominantemente maduro con una adecuada consideración de sus responsabilidades y los intereses y las necesidades ajenas, o es inmadura o egocéntrica.

            Al comparar las respuestas dadas por estos sujetos, encontramos que la respuesta de la letra (f) se encuentra en un nivel de madurez mayor, ya que hay preocupación por los demás y capacidad de dar y recibir. 

            En cambio, en las respuestas donde el sujeto dice que es tratado como niño, no aceptado por la familia, se podría decir que el nivel de maduración es menor.

            La respuesta (c) es una respuesta convencional, no proyectiva como las demás, en este sentido, se trataría de un sujeto defensivo a quien sólo le interesa quedar bien ante los demás.


            MODO DE RESPUESTA:

En este aspecto, el examinador se tendrá que cuestionar lo siguiente:  ¿Responde el individuo primariamente a impulsos internos o a estímulos del ambiente?
            Por ejemplo, un sujeto dice que teme:
            “Distraerse y ser rechazado”.
            “Desearía perder el miedo a dejarse llevar”.
            “Sus temores lo obligan a veces a retraerse en su caparazón”.
            “A vomitar”

            Estas respuestas indican que el sujeto reacciona primariamente frente a sus impulsos internos. 

            Otro sujeto nos dice que tiene miedo de “casi nada, pero los ruidos fuertes me hacen sentir incómodo”. Este tipo de respuesta nos indica que el sujeto tiene control de la acción, ya que maneja el conflicto.

            En los ejemplos dados en el inicio de este capítulo, podemos observar que el sujeto que emite la respuesta (a), así como el de la respuesta (d) son sujetos que reaccionan primariamente frente a sus impulsos internos.


            ADAPTACIÓN EMOCIONAL
           
La pregunta que se tiene que hacer el examinador es:

            ¿Son sus reacciones emocionales impulsivas o bien controladas en una situación de tensión?

            Un sujeto contestas:  “Cuando la suerte está en mi contra, trato de calcular cuales son mis mejores posibilidades”. Este tipo de respuesta nos habla de un sujeto controlado.

            En los casos ejemplificados anteriormente, podemos observar que los sujetos de las respuestas (b) y (d) emiten respuestas impulsivas, en tanto que las respuestas (c) y (f) reflejan que se trata de sujetos controlados.


            NIVEL DE REALIDAD

            Aquí la pregunta sería:
¿Es su pensamiento realista, autista o fantástico?

            Las actitudes hacia el futuro y hacia las propias capacidades, metas, temores y sentimientos de culpa dan respuestas a esta pregunta.

            En las respuestas siguientes encontramos datos de aspectos no realistas del sujeto:  “Mi ambición secreta en la vida es ser astro de cine”.  “Creo que tengo capacidad para jugar con el equipo de los Yankees”.  “Siempre quise matar a alguien”.  “Mi idea de una mujer perfecta es una tigra”.  “Sé que es tonto, pero tengo miedo de usted”.

            Con respecto a la respuesta (d), ésta no se basa en posibilidades reales, ya que el sujeto no puede cambiar su realidad, a diferencia de la respuesta (f) que toma en cuenta su situación y los medios reales de los que dispone para actuar.

            De esta manera, podemos con base al análisis de las respuestas dadas en cada una de las frases previamente agrupadas por áreas, ir haciendo hipótesis sobre las emociones, actitudes, mecanismos, etc.  del sujeto.

            Un clínico hábil y experimentado es capaz de formular en base a las respuestas del sujeto, patrones bastante completos y complejos de la personalidad.  Es evidente, que la experiencia, el insight y la comprensión del clínico tienen gran importancia en lo que se refiere a trabajar con un procedimiento proyectivo como es el Test de Frases Incompletas.

            Se recomienda llevar a cabo el análisis observando esta secuencia:

1.    Actitud hacia el padre.
El concepto que se tenga del padre va a influir en las relaciones del sujeto con otras figuras de autoridad, por lo que es importante que se empiece el análisis con este aspecto.  Por lo que continuaremos con:

2.    Actitud hacia superiores.

3.    Actitud hacia la madre.
El concepto de la diada Padre- Madre determina:

4.    Actitud hacia la unidad familiar.

5.    Actitud hacia los hombres, las mujeres y la propia identidad psicosexual.
La propia identificación psicosexual (introyección del padre del mismo sexo) y el concepto que se ha formado del padre del sexo opuesto va a matizar la:

6.    Actitud hacia las relaciones heterosexuales.

7.    Actitud hacia los subordinados.

8.    Actitud hacia los subordinados.

9.    Actitud hacia amigos y conocidos.

10. Actitud hacia colegas en el trabajo y escuela.

Finalmente analizaremos el autoconcepto a través de:

11. Actitud hacia las propias capacidades.

12. Actitud hacia las metas.

13. Temores.

14. Sentimientos de culpa.

15. Actitud hacia el pasado.

16. Actitud hacia el futuro.
           
Además del análisis de las respuestas podemos complementar y enriquecer la interpretación de la prueba observando los siguientes aspectos:

a)    Aspectos Formales:  Riqueza y propiedad del lenguaje, simplicidad, concreción, extensión de la respuesta, prolijidad, verborrea, lapsus, correcciones, defectos estructurales, contenidos psicóticos, coherencia, congruencia.  Formas de escritura, esto permite evaluar en niños problemas de escritura.

b)    Tiempo de Reacción:  Velocidad psicomotora (bradipsiquia, taquipsiquia).

c)    Tono Emocional: Depresión, ansiedad, elación, aplanamiento afectivo, hipersensibilidad, labilidad emocional, afectos inadecuados, pasividad, negativismo, agresividad.

d)    Pensamiento: Lógico, paralógico, ilógico, mágico, simbólico.

e)    Contexto Cultural Predominante: Nivel socioeconómico, académico, medio rural o urbano, nacional o extranjero, aspectos religiosos, ideología política, filosófica o social.

f)     Aspectos Conductuales:  Cooperación, actitud tranquila o intranquila, movimientos innecesarios, tics, manerismo, gestos, modales, apariencia, aliño.


REPORTE:

El reporte debe contener los siguientes aspectos:

1.    Funcionamiento intelectual.
2.    Autoconcepto.
3.    Capacidad de relación y tipo de relación que establece con hombres, mujeres, mayores, menores, objetos.
4.    Nivel de Madurez: Objetividad, racionalidad, reflexión, eficiencia, planeación y formulación de metas, consideración a los demás, responsabilidad, control de impulsos, tolerancia a la frustración, capacidad de demora, creatividad.
5.    Mecanismos de Defensa.
6.    Sintomatología.
7.    Diagnóstico Nosológico y/o Psicodinámico.


            En este análisis cualitativo se tiene la ventaja de un entendimiento de la psicodinamia del sujeto mucho más extenso y rico que en el análisis cuantitativo.  Se sugiere utilizar este tipo de método cuando el objetivo de evaluación es el conocimiento con mayor profundidad de la personalidad del examinado, por ejemplo, en el caso de la Evaluación Psicológica del sujeto para tratamiento y no solamente para la detección del grado de dificultad y la detección del área de conflicto del sujeto como sería, por ejemplo, en la selección de personal y donde se sugeriría el análisis cuantitativo.

            La única desventaja del análisis cualitativo es que no se detecta el grado de perturbación en forma cuantitativa, pero esto se puede obtener realizando ambas evaluaciones.


BIBLIOGRAFÍA


Abt, L. E. Y Bellak, L. PSICOLOGÍA PROYECTIVA.  Ed. Paidós.  Buenos Aires.
Anderson y Anderson . TÉCNICAS PROYECTIVAS DEL DIAGNÓSTICO PSICOLÓGICO. Ed. Rialp.  Madrid.
Bell, John E.  TÉCNICAS PROYECTIVAS.  Ed. Paidos.  Buenos Aires.
Gutiérrez, D.A.  EL PUNTO DE VISTA DINÁMICO, SU ESTANDARIZACIÓN EN EL FIS, EN UNA MUESTRA REPRESENTATIVA DE LOS ASPS. A INGRESAR A LA ESCUELA NAVAL MILITAR.  Tesis, UNAM. México. 1973.



1 comentario:

  1. Una recopilación muy interesante sin duda. habrá algún modo de que toda esta información se encuentre en archivo PDF y sea descargable?
    Gracias por la aportación y la bibliografía.

    ResponderEliminar